miércoles, 26 de octubre de 1988

Sabes? No, no es fácil. A veces parece que pierdo el equilibrio, me cuesta levantarme y mis sueños se nublan. Tal vez esa obsesión mía de controlarlo todo hace que cada caída sea un poco más dura. Me canso de pensar en el mañana, quiero vivir por hoy. ¿Pero qué? Quizás la conversación aquella no fué una casualidad. Me necesitabas tanto como yo a tí, por algo simplemente bastaron dos minutos para encontrarnos después de recordarte. Pero me carga estar otra vez en el mismo lugar, la misma sensación de haber camino un largo trayecto pero en realidad estar en el mismo sitio. Entonces nos sentamos y nos dijimos un par de verdades, de esas que no van a ninguna parte. ¿Y luego que? Luego simplemente nada. Quizás el juego se arruinó. O quizás no tanto. Sin embargo, hay amigos que siempre te logran sorprender. ¿Y él? Es sólo que el sabe que es lo que necesito, ¿y que es? Solo necesito una razón, para que al mirar hacia adelante no se me rayen los ojos, como suele suceder últimamente..

4 silencios rotos.:

Crisis. dijo...

Muchas gracias por la felicitación :)
cumplí 20.Y si, estoy lejos de mi familia, pero por elección propia...

Supongo que todos necesitamos una razón para seguir.
Un beso enorme

Thiago dijo...

cari, yo creo que tendrá que superarlo, eh....

Bezos.

alex dijo...

Cielo, hay que intentar mirar hacía delante y que la vista no se nos nuble o nos entre el miedo. Te comprendo, porque a mi me pasa lo mismo, incluso llego a agobiarme con cosas que ni tan siquiera han pasado y que no se como más a pasar. Intentemos no pensarlo cielo

Un besito cielo

Elyam Cadillo dijo...

Lindo post, me gusto mucho.
Un beso... Lindo blog.

Publicar un comentario